Candidato republicano a gobernador de Pensilvania se niega denunciar a su aliado nacionalista blanco

Doug Mastriano, candidato republicano a la gobernación del estado de Pensilvania, ha recibido una oleada de críticas por su relación con un sitio de redes sociales de extrema derecha que comparte la retórica nacionalista blanca y que su fundador ha realizado comentarios abiertamente antisemitas en los últimos días.

El republicano ha pagado a Gab, una página nacionalista blanca, por su “consultoría”. Así, Andrew Torba, fundador y director ejecutivo, respondió a la prensa que expuso sus relaciones con Mastriano con una serie de ataques antisemitas.

“No queremos personas que sean ateas. No queremos personas que sean judías. No queremos personas que sean, ya sabes, no creyentes, agnósticas, lo que sea. Este es un movimiento explícitamente cristiano porque este es un país explícitamente cristiano”.

Mastriano, quien se enfrentará a un demócrata judío en las elecciones de noviembre, pagó a Gab la suma de 5,000 dólares por “consultoría de campaña” en el mes de abril previo a las primarias estatales del 17 de mayo.

Cuando Media Matters for America, un grupo liberal, reveló los gastos en abril, el aspirante republicano ha evitado las crecientes preocupaciones sobre su vinculación con el sitio nacionalista blanco.

Por su parte, The Jerusalem Post citó a Torba mientras decía en un video que boicotea a los periodistas no cristianos a la vez que alardea de que Mastriano tiene el mismo pensamiento.

“Mi política es no realizar entrevistas con reporteros que no son cristianos o con medios que no son cristianos, y Doug tiene una estrategia mediática muy similar en la que no hace entrevistas con estas personas”, habría dicho Torba. “Él no habla con esta gente. Él no da acceso a la prensa a estas personas. Estas personas son deshonestas. Son mentirosos. Son una guarida de víboras y quieren destruirte”.

En una entrevista para Media Matters en el mes de mayo con Torba, Mastriano lo elogió por “brindarnos una plataforma para libertad de expresión”, y le dijo lo siguiente: “Gracias a Dios por lo que has hecho”.

La relación de Mastriano y Torba atrajo la suficiente polémica como para obligarle a publicar un comunicado al respecto. Allí renuncia al antisemitismo y dice que el fundador de Gab no habla por él. Desgraciadamente, según el candidato republicano, no reconoce que Torba sea antisemita ni promete cortar con él.

Asimismo, Torba emitió un comunicado sobre Gab que buscaba poner distancia entre él y Mastriano.

“Quiero dejar muy claro que no trabajo para la campaña de Mastriano. No soy su consultor. La campaña pagó a Gab como negocio por publicidad durante las primarias”, escribió Torba. “Mis palabras son mías. Mis ideas son mías. No son representativos de Doug o de la campaña de Doug. Mantengo todo lo que he dicho sobre el nacionalismo cristiano como movimiento… explícitamente cristiano”.

El Partido Republicano ha experimentado cambios ideológicos en los últimos seis años cuando el expresidente Donald Trump expulsó de la fracción a un pequeño grupo de republicanos a favor de la democracia, incorporando así a los supremacistas blancos.