Actor Tyler Perry confiesa que enterró Biblias debajo de su estudio de filmación por el «oscuro pasado» del lugar

El actor, productor y director de cine, Tyler Perry, confesó recientemente que enterró en secreto varias Biblias en el terreno que adquirió para convertir en uno de los estudios más grandes en Hollywood, todo debido al oscuro pasado que tenía el lugar.

Ubicado en Atlanta, Georgia, el Tyler Perry Studios creado en 2015 y que cuenta con 330 acres de terreno, fue comprado por el actor y convertido en un importante lugar para producciones cinematográficas desde 2019, siendo uno de los grandes referentes dentro de la industria, pero pocos sabían del antepasado del lugar hasta que él lo confesó en una entrevista.

Conversando con AARP The Magazine, el productor reveló que en ese terreno están varias Biblias enterradas como forma de reformar lo que había sido una vez ese lugar y “reenfocar el espíritu del lugar”.

Antes de convertirse en el estudio de Perry, esa era una antigua base del ejército confederado de EE.UU, y él hizo historia al ser el primer afroamericano en ser dueño del terreno, el cual ahora tiene 12 escenarios de sonido y llamados con los nombres de actores y actrices de color que han influenciado su carrera y han aportado crecimiento a la visión que tiene dentro de las artes.

“La tierra en sí fue una vez una base del ejército confederado, lo que significaba que aquí había gente luchando para mantener a mis antepasados ​​esclavizados”, explicó a AARP.

El ejército confederado en EE.UU estaba integrado por varios estados sureños que se oponían a la abolición de la esclavitud en el país por ordenes del presidente de ese entonces, Abraham Lincoln, ya que ellos dependían de  la mano de obra esclava integrada en su totalidad por personas de color quienes trabajaban forzadamente en campos de algodón para sustentar la economía de todos ellos.

Por ello, Perry decidió colocar la palabra de Dios como base de cada estudio de sonido que se construía, debido a que sentía la carga espiritual del lugar y deseaba poder restablecer una buena atmósfera y espíritu para trabajar.

“Desde el momento en que entré en la propiedad, me persiguió. Entonces, mientras construíamos cada uno de los 12 estudios de sonido, enterramos Biblias debajo de ellos, como una forma de reenfocar el espíritu del lugar”, explicó Perry, quien ha confesado ser cristiano.

La mayoría de las producciones realizadas en Tyler Perry Studios se basan en honrar las raíces afroamericanas del actor y así todos puedan conocer las experiencias que muchos de ellos vivieron en tiempos verdaderamente difíciles para las personas de color.