Iglesias en EE.UU se unen para ayudar a víctimas del tiroteo de Highland Park ante la peor ola de violencia armada

El 4 de Julio en Illinois un joven abrió fuego contra un desfile conmemorativo de la independencia del país, dejando así a casi ya 9 personas muertas, heridos y un pequeño bebé de dos años sin padres, esta circunstancia ha movido aún más a los creyentes a orar para que el reino de Dios se establezca en el país ante tanta violencia.

“Este es el último lugar donde esperaríamos que sucedieran cosas como esta”, dijo Rick Dorsey, presidente de la junta directiva de la Asociación Bautista Metropolitana de Chicago, sobre el incidente de Highland Park.

“Estamos viviendo en un tiempo diferente y en una era diferente, y puede pasar en cualquier lugar», agregó destacando que sorprende entre la comunidad la cantidad de tiroteos consecutivos que han acontecido en el país.

Por ello, las iglesias cercanas a la comunidad afectada se están movilizando para apoyar a cada afectado del reciente suceso, una de ella es la congregación de Fountain of Love, dirigida por el pastor Albert Jimenez.

“Mañana nos reuniremos en un parque, cerca de donde ocurrió el hecho, para apoyar a las familias y también a todos los que han sido afectados”, dijo Jimenez sobre los próximos eventos a favor de toda la comunidad.

Asimismo, se están asegurando que las personas puedan recibir ayuda espiritual y puedan ser sanadas desde el alma y corazón ante toda esta terrible situación.

“El viernes estaremos en nuestra iglesia con una invitación abierta a la comunidad para aquellos que necesitan más ayuda espiritual, emocional y de sanación. Hoy estuvimos en el lugar de las muertes y comenzamos a orar por la paz, la seguridad y por la vida de todos”, agregó.

Distintas denominaciones cristianas se están uniendo a favor de cada persona que ha sido víctima del reciente tiroteo, brindando apoyo también en áreas como cuidado infantil.

“Toda la comunidad basada en la fe está haciendo todo lo posible para tratar de ayudar, incluidos los servicios de asesoramiento y cuidado infantil”, dijo Ric Worshill, gerente de misiones de la Asociación Bautista del Condado de Lake en Highland Park.

 

La invitación a la oración sigue abierta a todos los que quieran clamar por la paz y la restauración de la sociedad americana y en el mundo entero, el cual necesita arrepentirse y conocer a Cristo para sobrevivir a estos últimos tiempos.