Juez de Nuevo México niega a madre hispana ver al bebé que tiró en la basura recién nacido

La adolescente pidió ayudar a cuidar a su hija ahora que ha tomado clases para padres, el juez rotundamente le dijo que no a su petición.

Alexis Ávila, la madre adolescente que aventó en una bolsa en el contenedor de basura a su bebé en enero pasado, pidió un amparo para poder ver a su hija, pero un juez negó rotundamente dicha petición.

A principios del 2022, una cámara de vigilancia en el centro comercial de Hobbs registró cuando una adolescente tiraba una bolsa de plástico en un contenedor de basura, seis horas después, tres personas que pasaba por el lugar escucharon un gemido y pensaron que era un gato.

El trío se acercó al contenedor de basura para rescatar al que pensaban era un gatito, cuando descubrieron que en la bolsa estaba un bebé recién nacido. La pequeña estaba envuelta en una toalla sucia con sangre seca y el cordón umbilical aún conectado a su ombligo.

Las personas intentaron calentar al bebé dentro de una camioneta, mientras las otras hablan al 911 para denunciar el hallazgo. Comenzaron una investigación que los llevó con el paradero de una adolescente de origen hispano como la responsable del cruel acto.

Alexis Ávila de 18 años había ocultado su embarazo todo el tiempo y a las pocas horas de nacer la niña prefirió aventarla en la basura porque había “entrado en pánico”. El bebé se encuentra estable y está bajo la custodia del CYFD (Departamento de Niños, Jóvenes y Familias) de Nuevo México.

Después de tres meses, Ávila pidió a un juez tener contacto supervisado con su hija, ya que ha estado tomando clases para padres y que le gustaría ayudar para cuidarla, informó el noticiero KRQE News.

El juez William Shoobridge estuvo de acuerdo con el estado y sin dar tantas vueltas al asunto le dijo: “Fue hace casi cuatro meses, cuando usted colocó a su hijo en una bolsa de basura en un día gélido y, según su propia admisión y evidencia en video, lo arrojó a un contenedor de basura”.

Alexis Ávila se encuentra en arresto domiciliario acusada de abuso infantil con lesiones corporales graves con la alternativa de intento de homicidio, desde el pasado mes de enero, después de pagar $10,000 de fianza.

El juez William Shoobridge, lo único que le permitió a Ávila es caminar en el patio trasero del domicilio donde se encuentra bajo arresto.